La clave del éxito está en el coeficiente de optimismo. También en la política

Ayer estuve en una conferencia de Emili Duró, gran orador donde los haya. Habló sobre la gestión de la felicidad y recomiendo a cualquier persona que pueda ir a verlo en vivo y en directo que lo haga sin duda alguna, aunque él comience a estar cansado ya de haber sido etiquetado como el “gurú de la felicidad”.

No puedo estar más de acuerdo con los argumentos de Duró, entre ellos la paradoja de que se premie el mal humor como don de las personas “serias y trabajadoras” y se asocie la risa y la alegría a los “vagos y maleantes”.

Con el aumento de la esperanza de vida, el secreto actual no es sobrevivir, sino saber vivir y, sobre todo, ser capaz de hacerlo apasionadamente durante cien años. La clave del éxito, personal y profesional, reside en el coeficiente de optimismo, algo que empieza a ser estudiado después de muchos años dedicados al estudio de “los amargados”.

Duró ironiza ácidamente sobre la capacidad que tenemos de autodestruirnos y acusar al resto del mundo de estar montando un complot contra nosotros; cuando en realidad está demostrado que nuestra forma de pensar modifica “la materia”.

El concepto de triunfador agresivo y sin escrúpulos servía para cuando vivíamos cuarenta años. Actualmente, con tantos años por delante, esta premisa ya no es válida y no podemos descuidar aspectos básicos como las emociones.

Hay gente que desprende buenas vibraciones, que nos regala siempre ilusión y optimismo. Es ese tipo de personas de los que uno nunca quiere separarse. Por el contrario, hay personas pesimistas y negativas que te apagan y empequeñecen y a las que nada parece alegrarles el día.

Trasladando todo esto al mundo de la política, tengo clarísimo que una de las cosas en las que incidiría muchísimo en un candidato es en enseñarle a gestionar su optimismo. ¿Cuántos políticos tristes y apagados vemos cada día en los medios? ¿Cuántas sonrisas forzadas y caras amargadas nos invitan a  alejarnos de ciertos candidatos? Si sonrieran más –y lo hicieran naturalmente, claro está- todo les iría mejor. Trabajarían más a gusto, serían más transparentes, más persuasivos y más “económicos”, en tanto que su comunicación con el electorado sería mucho más rápida y efectiva. Porque su sonrisa sería el reflejo de su equilibrio interior.

Esto también sirve para el resto de personitas de a pie… El mundo en sí iría mejor si todos trabajáramos más nuestra felicidad –una parte es genética y otra heredada-.

En palabras de Víctor Frankl, a quien Duró citó también ayer: “Cualquier persona que tenga un porque vivir encuentra el cómo”.

P.S. Como soy una ratona nata, os dejo también un simpático vídeo que puede ser leído en clave optimista: aunque creamos que la vida se empeñe en amargarnos, tenemos la capacidad de sonreírle siempre. ¡Hagámoslo!

Anuncios

Acerca de sandrabravo

Asesora de comunicación y estructuración del mensaje. Mi materia prima son las ideas y las palabras. ¡Me encanta jugar con ellas! Me apasiona la política y el teatro, quizá porque a veces me cuesta diferenciarlos. Mi máxima: un día sin sonreír es un día perdido.
Esta entrada fue publicada en Actos y congresos, General y etiquetada , , . Guarda el enlace permanente.

2 respuestas a La clave del éxito está en el coeficiente de optimismo. También en la política

  1. Al fnal todo es cuestión de actitud, las personas positivas proyectan todo este positivismo a su vida diaria, y tienen más posibilidades de tener una vida mucho más feliz y alcanzar sus metas que las personas negativas, que acaban proyectando sus pensamientos negativos y dando todo por perdido antes de tiempo.

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s